Tablón de Anuncios

Apoyo al cambio de calendario académico

17/05/2016

Tras la consulta durante el Pleno de la DGE se ha acordado apoyar esta modificación y la fecha de su aplicación deberá ser aprobada por el Consejo de Gobierno antes de la finalización de este curso

El pasado lunes 16 de mayo de 2016, se ha celebrado una sesión extraordinaria del Pleno de la Delegación General de Estudiantes en la Facultad de Medicina del PTS. En este acto han estado presentes representantes estudiantiles de las Facultades y Escuelas de la Universidad de Granada y se ha debatido si apoyar o no el cambio del calendario académico.

Además, desde la DGE insistimos en la incorporación total del Plan Bolonia a la Universidad de Granada para conseguir una mejor calidad de los estudios impartidos en ella y para que el establecimiento del cambio de calendario sea un beneficio para los todos los estudiantes. La razón de esta reiteración se debe a que actualmente la metodología seguida en el plan de estudios no se adecúa en su totalidad a lo acordado en Bolonia.

Tras la consulta durante el Pleno de la DGE, se ha acordado apoyar esta modificación, sin ningún voto en contra. Los motivos que han llevado a la Universidad de Granada representada en los miembros de la DGE a apoyar el cambio de calendario han sido las siguientes:

Disponibilidad de espacios y profesorado. El calendario laboral que afecta a PDI y PAS establece el periodo vacacional en el mes de agosto, así el cambio de modelo permitiría establecer un período sin docencia pero con atención al estudiantado de cara a la preparación de los exámenes extraordinarios.

En la actualidad el estudio se ve afectado por la falta de profesorado y espacios para la preparación de las materias en el mes de agosto. De la misma forma, todos los edificios universitarios se encontraría disponibles durante el periodo de preparación de los exámenes.

Matriculación y estudios de posgrado. Puesto que los resultados académicos se obtendrían antes del periodo de matriculación de nuevo año, se conocería cuáles serían las asignaturas para el siguiente año académico, eliminando problemas que actualmente se intentan resolver con la alteración de matrícula a finales de septiembre y principios de octubre.

Por otro lado al acabar el curso en julio, se acabaría con los problemas de la matriculación de los másteres de la universidad que empiezan en octubre puesto que los actuales plazos impiden la matriculación efectiva a la espera de los resultados de la evaluación extraordinaria con el perjuicio que ello conlleva.

Equiparación a la Unión Europea y movilidad. Actualmente la mayoría de las Universidades Europeas se encuentran con este tipo de calendario, terminando su periodo lectivo en el mes de julio o antes e iniciando el curso el 1 de septiembre. El cambio de calendario supondría una equiparación con las Universidades Europeas y con todas aquellas Universidades Españolas en las que ya se ha realizado el cambio. De esta forma, se eliminaría los problemas que sufren algunos estudiantes de movilidad en lo referido a los periodos de evaluación. De producirse el cambio los problemas que tienen los estudiantes de movilidad con las evaluaciones extraordinarias desaparecerían.

Mejora de resultados. Las experiencias actuales de las universidades que siguen este modelo han obtenido buenos resultados académicos.

Certidumbre para la planificación de la etapa. Se acabará con la incertidumbre de los estudiantes que deben saber con suficiente antelación si tiene que disponer de un alojamiento durante un año más.

Periodo vacacional. En la actualidad, una vez finalizado el curso académico en septiembre se comienza de manera inmediata el curso siguiente. Con el cambio se disfrutaría de un periodo de descanso real durante el mes de agosto, y se empezaría el nuevo curso después de este periodo.

Finalmente, aclarar que la aplicación de este nuevo calendario deberá ser aprobada por el Consejo de Gobierno antes de la finalización de este curso.